Disfunción Eréctil

¿Qué es la
disfunción eréctil (DE)?

La disfunción eréctil o impotencia sexual es la incapacidad continua o intermitente de lograr o mantener una erección para tener relaciones sexuales satisfactorias. Este término es diferente del término de disfunción sexual, que es más amplio e incluye trastornos del deseo sexual, la eyaculación, el orgasmo y la satisfacción.

Un episodio transitorio de disfunción eréctil no es necesariamente importante y puede ocurrirle a cualquiera. Sin embargo, si esto se repite o se vuelve permanente, debe consultar inmediatamente a su médico. Si no es tratado, la impotencia se convertirá en un problema que le causará malestar, estrés, problemas en su relación y reducirá su confianza en sí mismo.

Los problemas de erección pueden actuar como señal de otra enfermedad no diagnosticada. Debido a ello, ante los primeros problemas sexuales, es recomendable acudir a un especialista en busca de un diagnóstico exhaustivo.

No se preocupe por lo incómodo que pueda resultar hablar de algo tan personal con su médico, debes saber que la disfunción eréctil es un problema habitual de salud que sin duda se puede tratar, y en Lyx disponemos de varias opciones de tratamiento en función del grado de impotencia sexual del paciente: leve, moderada o grave.

¿Es frecuente la
disfunción eréctil?

¿Sabías que en España aproximadamente el 19% de los varones tiene problemas de erección?

La tasa de incidencia de la disfunción eréctil aumenta a medida que avanza la edad. Por lo tanto, por debajo de 40 años, el problema ocurre en 1 de cada 20 hombres; en el grupo de edad de 40 a 60 años, ocurre en 1 de cada 10 hombres; y por encima de 60 años, ocurre en 1 de cada 5 hombres. En España, se estima que hay cerca de dos millones y medio de hombres que viven con el problema, y la vergüenza hace que no todos ellos busquen una solución.

¿En qué grupo de edad es más frecuente la disfunción eréctil?

La erección es un fenómeno vascular, ya que el flujo sanguíneo es absolutamente crucial para lograr la erección: el flujo sanguíneo tiene que aumentar para que el pene se llene de sangre.

A partir de los 50 años, los hombres con disfunción eréctil suelen tener un problema orgánico secundario o un fallo de la vasculatura del pene. Una erección de mala calidad puede incluso pronosticar un problema cardíaco.

Los estudios han demostrado que la disfunción eréctil vascular suele preceder a la aparición de la enfermedad coronaria en los siguientes 3 años. Su urólogo, puede identificar si su caso es debido a un problema vascular con la aplicación de una prueba de imagen: la ecografía Doppler color de pene.

¿Hasta qué edad un hombre con disfunción eréctil debe pedir ayuda?

La actividad sexual se reduce con la edad. Aunque los datos científicos demuestran que la vida sexual juega un papel muy importante en la calidad de vida de las personas de todas las edades, muchas personas dudan de su importancia en la tercera edad. La verdad es que, mientras un hombre tenga deseo sexual, la edad no debe ser un factor disuasivo.

A partir de los 60 años de edad, la probabilidad de sufrir impotencia es de un 35%, mientras que superados los 70 años, dicha probabilidad.

Que la disfunción eréctil sea más común en personas de edad avanzada, también se debe a la presencia de otras enfermedades. La artritis, el dolor crónico, la diabetes o las enfermedades cardíacas, son algunos de los problemas que pueden deteriorar la vida sexual en personas de mayor edad.

Las terapias para la impotencia sexual que están disponibles hoy en día son seguras incluso para las personas mayores y deben proporcionarse a todo el mundo, siempre y cuando no haya contraindicaciones. Por lo tanto, si usted sufre de problemas de erección, la edad no debe ser un tabú ni una limitación a la hora de acudir a un especialista.

Causas

La erección es un fenómeno muy complejo que puede verse afectado por diversas causas. En general, hay una serie de motivos frecuentes, tanto de origen orgánico como psicógeno, que generan y agravan la disfunción. En muchas ocasiones, la enfermedad surge o evoluciona debido a la combinación de ambos orígenes.

 

Diagnóstico

En Lyx Urología llevamos a cabo un estudio profundo de las condiciones peneanas de los pacientes. Establecemos una serie de etapas que nos permiten lograr un diagnóstico eficiente que facilite la planificación del tratamiento posterior.

 

Prevención

Existen muchos factores de riesgo que pueden incrementar las posibilidades de sufrir disfunción eréctil. Mediante unas pautas básicas relacionadas con el cuidado de la salud física y mental, el paciente puede evitar la aparición de la enfermedad o disminuir su gravedad.

 

Síntomas

Para lograr identificar la disfunción eréctil, es importante conocer los síntomas más frecuentes de la enfermedad. Si el paciente cree que tiene impotencia sexual, es recomendable que acuda a un especialista lo antes posible.

 

Disfunción eréctil en
hombres jóvenes

En edades inferiores a los 50 años las causas orgánicas son más raras. Sin embargo, un rendimiento sexual satisfactorio presupone no sólo una buena función orgánica del cuerpo, sino también una activación adecuada de los mecanismos psicológicos.

Todos los estudios demuestran que 9 de cada 10 hombres sanos menores de 40 años, experimentan algún problema sexual de causa psicógena.

La creencia masculina común equivocada de que los problemas psicológicos son un signo de debilidad y que un hombre siempre debe ser capaz de superar estos problemas por sí mismo sin pedir ayuda, han llevado a que a muchos hombres les resulte difícil aceptar que su problema pueda ser psicológico.

¿Cuál es el efecto de una actitud errónea hacia la disfunción eréctil?

Estudios realizados en diferentes poblaciones sociales y culturales han demostrado que los problemas eréctiles son más comunes en los hombres que creen que siempre deben tener erecciones, independientemente de las circunstancias, y que siempre deben ser capaces de satisfacer las necesidades sexuales de sus parejas. Tales convicciones y conceptos erróneos están profundamente arraigados incluso dentro de los hombres más maduros. Sin embargo, estas creencias favorecen el desarrollo y mantenimiento de la ansiedad de ejecución.

La clave del problema es que los pacientes con disfunción eréctil psicógena busquen ayuda en el urólogo para que, si es necesario, les remita a un sexólogo capacitado que les ayudará a superar el problema pronto. Sin embargo, estos pacientes prefieren permanecer en silencio, cuando deberían darse cuenta y aceptar que la disfunción eréctil es un problema médico y no deben ocultarlo. Cuanto más tiempo se retrase la terapia, más difícil será tratar el problema. 

Puntos de interés de la disfunción eréctil

Puntos de interés de la disfunción eréctil
Reproducir vídeo
problemas-pareja-disfuncion

Complicaciones de la disfunción

La impotencia tiene como primera complicación el deterioro de la vida sexual, pero si la persona afectada no afronta el problema y decide no acudir a un especialista para su tratamiento, la disfunción eréctil puede generar otro tipo de contratiempos.

El estrés y la ansiedad, la irritabilidad continua, la vergüenza y la falta de autoestima, son algunas de las consecuencias más comunes de dejar pasar los problemas de erección.

Todo ello, provocará un deterioro de la calidad de vida del varón que sufre de impotencia, pero también de quienes estén a su alrededor, en especial de su pareja.

Test Disfunción Eréctil

¿Tienes dudas sobre tu caso? Te orientamos con este sencillo test